Ha pasado más de una década en que la Constitución Mexicana fue reformada para incluir el principio de no discriminación en nuestra carta magna y eso quiere decir en la orquesta de las instituciones que regulan la vida de nuestro país, igualar a un México diverso, ese era el mandato que en boca de Gilberto Rincón Gallardo dio la batalla justamente para que después en 2003 se creara la ley federal para prevenir y combatir la discriminación.

Previous post Presupuesto de egresos 2014
Next post ¿Qué evaluamos?