Ayer dejó claro que es el primer priísta del país. El discurso de Enrique Peña Nieto en el Consejo Nacional del PRI fue la pieza estelar del evento y llevó un mensaje central a sus correligionarios: él conducirá el proceso de selección para la candidatura presidencial de 2018.

Instruyó sin ambigüedad: “Dejemos para otros partidos las promociones anticipadas”. Y antes – recordando los años setenta – trazó la ruta de su preferencia: “Primero el programa, primero el proyecto, y después los nombres.”

Para leer columna completa: Clic aquí 

Previous post Foro Mundial de la Gastronomía Mexicana
Next post Fiscalía anticorrupción