¿Cómo se sentiría usted de saber que a su vecino el Estado le condonó los impuestos pero a usted no? Pues esto es precisamente lo que hizo el Congreso de la Unión el pasado mes de diciembre, le dijo a los estados y municipios que podían hacer borrón y cuenta nueva con respecto a la retención de ISR que habían  hecho previamente a sus trabajadores. La pregunta es: ¿Por qué ellos sí y nosotros no?

Previous post Opinión de Ricardo Raphael sobre la Reforma Educativa
Next post Lo más y lo menos en telecomunicaciones