Es mentirosa la cantaleta de que todos son iguales. La semana próxima habrá elecciones en el Estado de México y los resultados que ahí se obtengan tendrán gran impacto para el futuro del país.

Desde luego que no sería lo mismo el triunfo de Alfredo del Mazo que el de Delfina Gómez. Tampoco que el tercer lugar se lo lleve Josefina Vázquez Mota en vez de Juan Zepeda.

Para leer columna completa: Clic aquí

Previous post Porfirio Muñoz Ledo
Next post Fantasma de Elba Esther en el Edomex