Ejército, ¿constitucional?

Corría el año 2008 y el general Salvador Cienfuegos Zepeda era todavía cabeza de la 1a. Zona Militar. En Toluca reunió a sus mandos principales con algunos académicos y activistas para discutir sobre la participación del Ejército en tareas de seguridad civil.

Recuerdo cuánto me impresionó la inteligencia de ese hombre y también su sensibilidad frente a un tema que entonces era despreciado por el Gobierno federal: la protección de los derechos humanos durante la supuesta guerra contra el narcotráfico.

El general fue cauteloso pero se permitió externar la preocupación que traía con respecto a la posible devaluación de la imagen de las Fuerzas Armadas, derivada del uso de sus tropas para enfrentar un fenómeno ajeno a su naturaleza.

Por ello, cuando fue nombrado como secretario de la Defensa celebré que Enrique Peña Nieto hubiese elegido a un hombre con sensibilidad democrática.

Para leer columna completa: Clic aquí