Convergencia del PRI y PAN en crear un Sistema Nacional Anticorrupción

Leonardo Curzio (LC), conductor: Ya está en el estudio mi compañero Ricardo Raphael. Ricardo, ¿cómo estás? Buenos días.

Ricardo Raphael (RR), colaborador: Leonardo, buenos días, buenos días al auditorio. Me da mucho gusto estar aquí como todos los martes.

LC: Pues en medio de todos los contrastes que este país tiene me parece digno de comentarse y te pido por favor que expandas, que hables del asunto. Esta convergencia del PRI y del PAN en crear un Sistema Nacional Anticorrupción.

RR: Yo creo que el PRD también, eh, cada uno vendrá con su parte al rompecabezas.

Estoy convencido, Leonardo, que el origen de este cambio con respecto a la lucha contra la corrupción viene de un error que cometió el Presidente. Un error serio, lo recordarás, cuando previo al informe de septiembre se hizo aquella mesa con el Fondo de Cultura Económica, coordinada por José Carreño Carlón, estuvieron varios periodistas, entre ellos estuvo León Krauze, Denise Maerker, Pablo Hiriart, algunos otros.

Y ahí León Krauze con mucho tino le hace una pregunta al Presidente sobre la corrupción, le dice, “A ver, Presidente, ¿cómo explica usted que el mismo mexicano que vive en nuestro territorio cuando cruza la frontera y llega a Estados Unidos deja de ser corrupto?” Y el Presidente insistió en dos ocasiones, incluso derrapó, diciendo que la corrupción era un problema de cultura.

¿Recuerdas que nos enojó a muchos esta idea de que estábamos condenados, porque así como el DNA que nos da constitución genómica también la corrupción estaba entre nosotros? La verdad es que a pesar de que Krauze intentó hacerlo reaccionar, el Presidente acabó, yo diría, echando a perder esa mesa con ese comentario, es decir, fue lo único que se rescató.

Me parece que pasados los días el Presidente se dio cuenta que la solución que tenía pensado para luchar contra la corrupción era, de una lado, asumir que eso es cultural y del otro sacar una comisión, ¿te acuerdas que es una suerte de alguacil que iba a perseguir a los más malos? Ya no daba y no alcanza para un problema tan grave.

En ese sentido, convergió con una serie de propuestas que hemos platicado aquí en esta mesa, contigo, con María Amparo, que la Red por la Rendición de Cuentas ha hecho y ahora que escucho cada uno de los planteamientos, pues revisa y es el menú de opciones que la Red por la Rendición de Cuentas presentó ya desde hace un año, incluso más y que incluso se usó para combatir la propuesta presidencial.

En el sentido de que no basta con una comisión anticorrupción, lo que hay que completar es el sistema que va desde la Secretaría de la Función Pública, Auditoría Superior de la Federación, en efecto esta Fiscalía Anticorrupción y luego finalmente el tema del Tribunal de Cuentas, que yo creo que ameritará que le dediquemos tiempo, porque es una idea muy interesante que complementaría el conjunto de piezas.

Lo que más me llama la atención es la operación política después de ese acto de reconocimiento del error, porque claramente el Presidente recibe, ahora sí, y ve bien esa propuesta y se opera un bloque político al estilo Pacto por México, donde el PAN presenta una parte, el PRI presenta otra y seguramente el PRD presentará una tercera y seguramente lo que vamos a ver es un rompecabezas, otra vez a estilo Pacto por México, donde hay un bloque político en contra de la corrupción a partir de esta idea.

No desaparece la idea original del Presidente, pero se complementa y se enriquece y es lo que veo, a la Red por la Rendición de Cuentas atrás, pero sobre todo veo un acuerdo político que se empieza a antojar sigue vibrante, no se acabó el Pacto por México, Leonardo. Es una versión 2, vamos a ver cómo se resuelve la finura en el detalle de esta propuesta, pero políticamente me llama la atención cómo se resolvió aquel mal paso dado frente a, no sé si taquígrafos en el programa del Fondo de Cultura Económica.

LC: Y sí sorprende que alguien haya logrado hacer verle al Partido Revolucionario Institucional, que era como muy reacio a esta idea de un sistema general y, bueno, pues la idea general, la idea precisamente de un sistema que opere en distintos niveles era algo que durante años se les había planteado y ahora súbitamente se alinean los astros para que esto ocurra.

RR: Mira, hay que reconocerle a Peña Nieto que cuando se equivoca resuelve a fondo, es claro en las entrevistas, es claro en algunas de las declaraciones y actos que ha cometido.

Ahora, yo lo que no sé, te lo digo con franqueza, es cómo este gobierno va a conciliar ese sistema con algunos de sus intereses que sí se antojan más bien del viejo estilo, más bien de la vieja cultura, es decir, no te digo que me brinca de un lado este entusiasmo de construir un sistema y del otro lado ver que uno de los mejores amigos del Presidente se queda con el proyecto de ferrocarril a Querétaro, es decir, ahí hay algo de contradicción que todavía no me permite bien a bien saber quién es este gobierno y cómo va a resolver este tipo de contradicciones.

Para escuchar audio completo: Clic aquí